jueves, 20 de agosto de 2009

¿Derecha o izquierda?

Nunca les ha pasado que tienen que tomar una decisión y se juegan por el famoso preguntándole al otro: ¿Derecha o izquierda? Yo soy de los que poco utiliza este método inusual de tomar decisiones, creo que es mas fácil para mi el buscar los Pro y contras y jugarme del todo de un lado.
Claro, hay otras personas sin embargo que creen que no la decisión viene sola, que como una ILUMINACION DIVINA llegara la respuesta a los inconvenientes, el cuestionamiento lo meten bajo el tapete y creen que se soluciona todo, o PIENSAN que el tomar ambas opciones se puede realizar.
A mi criterio, ninguna de estas dos es valederas, no podes dejar que los problemas se te vayan acumulando, guardándolos para que un día de la nada explote todo. Si tomaste una decisión no te arrepientas de la misma, si tomaste la derecha, conservadora, osea que no te jugaste por algo que creías que valía la pena, o la izquierda, revolucionaria, sin importar lo que digan los demás vos aceptaste la opción que elegiste, ACEPTALA!, no te arrepientas por el camino, de lo contrario, volverás sobre este y será mucho mas difícil, porque tendrás que recorrer la vuelta del que ya recorriste y comenzar uno nuevo. Es mas!, si al final el que ya tomaste anteriormente era el correcto y no te diste cuenta como harás nuevamente?, se vuelve imposible.
Menos creo posible el hecho de tomar ambos, ya que no sería ni uno ni otro, en ciertas cosas si creo que pueda pensarse eso de que hay términos medios, en otras cosas no. Si es sí, es sí, si no, no.
En este escrito estoy no demostrando algo que nada que nadie conoce, sino que me agrada el hecho de poder expresar algo que siempre llevo dentro. Soy de esos decididos que se juegan al todo o nada por algo y que hasta lograr lo que tiene no se rinde, y que cuando lo consigue sigue luchando por conservarlo si vale la pena.
Hasta ahora no me arrepiento de nada de lo que he hecho en mi vida, de las decisiones que he tomado, a veces derecha y otras izquierda, pero de todas ellas siempre he aprendido algo, y más que eso, de a poco en cada una de ellas me he descubierto más como persona, ya que si tomaba la errada se que la próxima no lo haré.

PAZ Y BIEN A ERE EREA